Reseña "Las cosas que no nos dijimos"

miércoles, 4 de abril de 2012

Título: Las cosas que no nos dijimos
Autor: Marc Levy
Editorial: Booket
Páginas: 352 páginas
Precio: 9,95€
Cuatro días antes de su boda, Julia recibe una llamada del secretario personal de Anthony Walsh, su padre. Walsh es un brillante hombre de negocios, pero siempre ha sido para Julia un padre ausente, y ahora llevan más de un año sin verse. Como Julia imaginaba, su padre no podrá asistir a la boda. Pero esta vez tiene una excusa incontestable: su padre ha muerto.


Opinión

Unos pocos días ante de su boda, Julia recibe la terrible noticia de que su padre, Antony Walsh, ha fallecido. Pero lejos de comportarse como un ser humano normal y corriente por la pérdida de su progenitor, Julia lo único que hace es enfadarse. Y es que la relación entre ambos se desvaneció hace años, dejando tan solo pedazos de recuerdos sueltos, numerosas pérdidas y mucho dolor. Obligada a cancelar todos su planes, y reemplazar una boda por un discreto funeral, nuestra protagonista ni se podía imaginar la última sorpresa que le tenía preparada el señor Walsh. Sin embargo, la cuestión es, ¿estará Julia dispuesta a dejar de lado todas sus diferencias y darles una última oportunidad antes de que se acabe el tiempo? En líneas muy generales así es como empieza nuestra historia, una Julia frustrada y enfadada pues sabía que su padre estaría dispuesto a cualquier cosa para fastidiarle el día más importante de su vida, hasta morirse. Una protagonista que si bien no brilla con luz propia, y posee numerosas carencias, se hace querer a medida que avance la trama y descubrimos su historia. 
La relación entre Julia y su padre en un primer momento se nos presenta como un desastre sin razón aparente. Una indiferencia que sentirías por cualquier desconocido que ves por la calle. Pero en defensa de esta situación un tanto desconcertante al principio, diré que ambos personajes tienen sus razones más o menos válidas para dicho comportamiento. Ya que esa distancia que ha ido creciendo entre ellos dos se debe a que Julia es incapaz de perdonar a su padre, mientras que él es incapaz de perdonarse a sí mismo. ¿Por qué? Para saberlo me temo que tendrás que leer el libro.

Te amé tal y como eras, y jamás querría que fueras de otra manera, te amé sin comprenderlo todo de ti, convencido de que el tiempo me daría la manera de hacerlo; quizá en medio de todo ese amor olvidara a veces preguntarte si me amabas hasta el punto de abrazar todo lo que nos separa.

Pero personalmente, y aunque en general las situaciones a veces puedan parecer un tanto repetitivas, y los diálogos carecen en su mayoría de capacidad de despertar del todo en nosotros esos sentimientos que pretende recrear el autor, hay que admitir que en su conjunto, y al final, el señor Levy logra lo que se propone; recrear esa dificultad de comunicación que existe entre tantos padres y sus hijos. Pero también hacerle ver al lector lo que en verdad esconden todos esos terribles actos por los que Julia odia tanto a su padre. El amor verdadero que sienten los padres hacia sus hijos. Y nada mejor que una de las citas más brillantes del libro para demostrarlo. 
  Sobre la trama me temo que no os puede desvelar gran cosa, pues sería estropearle la sorpresa a más de uno (y no quiero que a nadie le pase lo mismo que me pasó a mi con una reseña, que vale que el spoiler no era muy grande, pero me molestó bastante). Durante la primera parte de la historia que corresponde a los planes de la boda, el funeral, y la posterior sorpresa, es cuando se van asentando las bases de prácticamente toda la novela. La presentación de los personajes principales de la trama, el vínculo que existe entre ellos y su carácter, es lo que más llama la atención. Como es normal, algunos están mejor perfilados que otros, y como es normal, se trata de los personajes principales de la novela. Y no me parece del todo acertado, pues se podría haberle sacado un provecho mucho mayor a algunos que nos intentan colar como de importancia clave, pero que no dejan de ser casi totalmente planos. En la segunda mitad es cuando mayor profundidad alcanza el personaje de Julia. Sus caprichos y comportamiento insufrible del principio cobra más o menos sentido, cuando las piezas comienzan a encajar. Y la verdad no me esperaba para nada la aparición de un nuevo personaje de vital importancia para la historia, pero me temo que algunos sí se lo habrán imaginado. A rasgos generales, y gracias a un ritmo un poco más llevadero y una bonita historia de amor donde Levy hace muestras de todo su arsenal por medio de citas brillantes, debo decir que esta segunda parte me gustó mucho más que la primera.

Dicen que el amor dura siete años. Vamos, sé sincera y contéstame. ¿Serías capaz durante siete años de entregarte a alguien sin reservas, de darlo todo, sin límites, sin dudas ni temores, sabiendo que esa persona a la que quieres más que a nada en el mundo olvidará casi todo lo que habréis vivido juntos?¿Aceptarías que tus atenciones, tus gestos de amor se borraran de su memoria, y que la naturaleza, a la que le horroriza el vacío, llenará un día esa amnesia con reproches y anhelos no cumplidos? ...
Si tu respuesta a cada una de esas preguntas es sí, entonces perdóname por haberte juzgado mal, sabes de verdad lo que es amar.
-¿Me estás hablando de mamá?
-No, querida, te estoy hablando de ti.

La narración de Levy me sigue gustando bastante, y debo admitir que Las cosas que no nos dijimos me gustó mucho más que El primer día o su segunda parte La primera noche, que prácticamente me parecieron una pérdida de tiempo. Los personajes como he señalado en general me han gustado mucho, personalmente considero que la protagonista a rasgos generales está mucho más lograda que la de El primer día, que sinceramente y si pudiera, la asesinaba con mis propias manos, y me consta que por suerte no soy la única. Sin embargo, en algunos momentos sigue teniendo esos rasgos insoportables de Keira. Parece ser que Levy tiene un patrón de comportamiento establecido para sus protagonistas femeninas, dotándolas de carácter un tanto infantil, a veces insufrible, con una alta tendencia a exagerar las cosas junto a una capacidad de amar casi ilimitada. Pero como ya he señalado anteriormente, a pesar de esas carencias, Levy consigue una mayor profundidad y un grado mucho mayor de simpatía en el lector. Por fin.
     Para ir terminando, pues creo que he dejado bastante claro que he disfrutado con esta novela, y que me he llevado una agradable sorpresa a pesar de no ser del todo lo que me esperba (culpa de esas películas que se monta una en su cabeza después de leer el primer capítulo) resulta una lectura sencilla y hasta un punto cautivadora, y que si te fijas bien, encierra un mensaje muy importante. Una historia de amor, y de segundas oportunidades, pero también de esas pésimas relaciones familiares que encierran más amor del que puedas imaginarte. Es tierna y amarga, pero dulce a fin de cuentas. Y por si alguien lo duda, aquí está el primer capítulo.

Las cosas que no nos dijimos, Marc Levy

6

14 comentarios :

  1. Ahora mismo no sé si lo tengo en la estantería o estuve a punto de cogerlo... O.o
    Tengo ganas de leer algo del autor, y no tiene mala pinta éste.

    ¡Gracias por la reseña! Un besito :)

    ResponderEliminar
  2. Leí el principio de After Dark de Haruki Murakami a pesar de las buenas críticas soy bastante sensible. No probé ningún libro de Marc Levy pero no me llama mucho esta historia, puede que lea Ojalá sea cierto me gustó mucho la película^^
    Saludos

    ResponderEliminar
  3. No he leído nada de este autor aún aunque está entre mis pendientes, lo que no sé es porque libro empezaré, todos me llaman bastante la atención
    besos

    ResponderEliminar
  4. Me alegra que te gustara el libro.

    Yo lo leí hace mucho tiempo y lo cierto es que no me gusto nada...pero claro, entre que pensé que iba de otra cosa, y que el momento no era el mas oportuno (me lo regalaron cuando perdí a mi padre), pues imaginate...

    Quizas algún dia lo relea, y me guste, porque estoy segura de que el problema fué mi estado de animo y mis circunstancias personales...Aunque la "sorpresita" no me hizo mucha gracias...y yo al final me quedé con dudas...nosé me consto leerlo.

    Muchos besos

    ResponderEliminar
  5. A mí me gustó mucho, aunque no era la historia que esperaba encontrarme entre sus páginas, terminas el libro con una sonrisilla de que te haya gustado el libro ^^ un saludito

    ResponderEliminar
  6. No he leído nada de este autor, pero por lo que comentas, quizá este sea una buena opción para empezar. Lo tendré en cuenta^^

    Gracias por la reseña guapa.

    Un beso ;)

    ResponderEliminar
  7. Este libro lo lei hace un tiempo y me gustó. NO es de los q dejan huella pero estuvo entretenido. Besitos

    ResponderEliminar
  8. A mí es que este no me llama mucho la verdad.
    Un besote!!

    ResponderEliminar
  9. Tengo pendiente leer algo de este autor y este libro no pinta mal. Lo voy a tener en cuenta ^^

    Besotes ^^

    ResponderEliminar
  10. Gracias por la reseña, ha sido estupenda y esclarecedora. Las citas que has escogido me gustan mucho, pero el patrón que comentas de protagonista femenina, no sé no sé. Besoss

    ResponderEliminar
  11. Por lo que veo no es el tipo de argumento que me gusta. Pero buena la reseña. Un beso.

    ResponderEliminar
  12. No es el tipo de libro que me compraría, pero tiene buena pinta ^^
    un beso!

    ResponderEliminar
  13. Pues el libro parece bastante asequible, al igual que el autor, pero me cuesta mucho ponerme a ello siquiera... Quizás, algún día... =)

    ResponderEliminar
  14. Me encantó este libro. Me dejó muy sorprendido todo, la temática, el final, la relación entre los personajes...todo. Y es una lectura sencilla, amena y bonita de leer. Me gusta mucho este autor y este libro más.

    La Estupenda

    Kiss

    ResponderEliminar

 
Generación Reader © 2012