Reseña "La lección de August"

miércoles, 21 de noviembre de 2012

Aunque la noche de Halloween sea oficialmente la fecha más terrorífica del calendario, me apuesto todo lo que queráis a que otro de los acontecimientos anuales que con mayor frecuencia pueblan las pesadillas de casi cualquier joven es la vuelta a las clases. Sin embargo, para August Pullman, el protagonista del maravilloso debut literario de R.J. Palacio, el verdadero suplicio no consiste en estar rodeado de libros, pupitres y compañeros nuevos, sino en levantarse cada mañana y mirarse en el espejo. Con una serie de extrañas malformaciones en la cara que le han obligado a pasar su infancia deambulando por hospitales y consultas médicas, así como por una serie de agotadoras operaciones, August tendrá que hacer frente por primera vez y sin ningún tipo de ayuda a una de las pruebas más duras de su corta existencia: vivir.


Título: La lección de August
Autor: R.J. Palacio
Año de publicación: 2012
Género: Novela, juvenil, drama
Editorial: Nube de tinta
Páginas: 416
PVP: 14.95
ISBN: 9788415594024

Sinopsis

Su cara lo hace distinto y él solo quiere ser uno más. Camina siempre mirando al suelo, la cabeza gacha y el flequillo tratando en vano de esconder su rostro, pero, aun así, es objeto de miradas furtivas, susurros ahogados y codazos de asombro. August sale poco, su vida transcurre entre las acogedoras paredes de su casa, entre la compañía de su familia, su perra Daisy y las increíbles historias de La guerra de las Galaxias.
Este año todo va a cambiar, porque este año va a ir, por primera vez, a la escuela. Allí aprenderá la lección más importante de su vida, la que no se enseña en las aulas ni en los libros de texto: crecer en la adversidad, aceptarse tal y como es, sonreír a los días grises y saber que, al final, siempre encontrará una mano amiga.

Opinión

De vez en cuando tengo la suerte de toparme con libros como este, libros que muchas veces pasan desapercibidos o que generan un poco de recelo entre los lectores algo más experimentados por sus excelentes críticas, solo que en este caso están completamente justificadas. Decir que me duró un día es solo una muestra adicional de lo sorprendido que estoy ante esta magnífica historia de crecimiento y superación personal. La primera (y esperemos que no sea la última) incursión en el mundo de la literatura de esta escritora que hasta hace poco se dedicaba a ilustrar portadas para otros autores, narra la vida de August Pullman, un niño de diez años con el rostro más deformado que te puedas imaginar.
    Sin embargo, el pequeño Auggie no entiende por qué la gente se le queda mirando con expresión de horror mientras va por la calle o por qué el resto de niños huyen de él despavoridos cuando juegan en el parque. Por culpa de sus múltiples operaciones faciales, August no ha tenido nunca antes la oportunidad de ir al colegio, sino que se quedaba en casa recibiendo lecciones de su madre, pero parece que por fin ha llegado el momento de descubrir qué se ha estado perdiendo durante tantos años. Aunque sabe que los comienzos no serán nada fáciles, August no está del todo preparado para afrontar la burla y el desprecio de sus compañeros, y menos cuando por una remota casualidad, descubre que el único niño que se ha portado bien con él, en realidad carece de intenciones sinceras.

"si todo dependiese del azar, el universo nos abandonaría por completo. y el universo no nos abandona. cuida de sus creaciones más frágiles de un modo invisible. [...]quizá sea una lotería, pero el universo acaba compensándolo. el universo cuida de todos sus pájaros."

Aunque la de August es la voz principal de la novela, el libro de R.J. Palacio está narrado desde múltiples y muy diferentes puntos de vista que no hacen sino enriquecer el texto y aportar distintas percepciones de la misma historia, siendo los propios familiares de August, sus compañeros de clase u otras personas que se cruzan en su vida casi sin proponérselo los que transmiten al lector sus impresiones sobre la vida de August. Esta característica que no es en absoluto innovadora, está francamente bien utilizada en la novela porque dado su tono infantil, hubiera sido contraproducente escribir La lección de August solo contando con su protagonista como narrador.
    Además, gracias a esto nos daremos cuenta de que no todo lo que cuenta August es realmente lo que parece, pues una historia que a simple vista pudiera resultar pueril o poco profunda, se convierte en otra mucho más madura, cargada de pensamientos inolvidables que invitan a la reflexión sobre cómo vemos el mundo que nos rodea y lo equivocados que estamos a veces. De manera exquisita y con una maestría que se complementa a la perfección con ese estilo infantil que predomina en algunas secciones de la novela, R.J. Palacio explora en cuestiones como el miedo a lo desconocido, la soledad propia de los inadaptados, las consecuencias de hacer lo políticamente correcto o los importantes cambios que se producen en la adolescencia.

"Todo el mundo debería recibir una ovación del público puesto en pie al menos una vez en su vida, porque todos vencemos al mundo."

En resumidas cuentas, La lección de August es una novela que me ha encantado. Es cierto que en ocasiones pueda resultar siendo algo superficial por la edad del protagonista, pero también hay que reconocer la gran originalidad y el encanto de una novela cuya principal virtud es la de ganarse el corazón de sus lectores a través de un historia con un planteamiento sencillo y una conclusión grandiosa, conducida con un ritmo excelente desde la primera página. Por otra parte, un detalle que me ha sorprendido mucho es que una de las secciones en las que se divide la obra está escrita sin mayúsculas y casi que sin signos de puntuación. A parte de que ese es uno de los capítulos que más me han gustado de todo el libro, no se ofrece ningún tipo de explicación al respecto más allá de las cavilaciones de cada lector. Sin duda alguna, el debut de R.J. Palacio es una lectura totalmente recomendable para todo tipo de público, un pasatiempo más que apropiado para aprender a deshacernos de cualquier prejuicio y aunque suene algo muy manido, valorar lo que de verdad importa de las personas: su interior. Una novela que como su título en inglés indica, nos invita a reflexionar, a preguntarnos cómo sería una vida remotamente parecida a la de August, pero sobre todo, una novela que gracias a su mensaje positivo y al irresistible encanto de sus protagonistas, te dejará asombrado con su magnífica lección.

Puntuación

La lección de August


16 comentarios :

  1. A mí la verdad que también me gustó mucho aunque con el quinto capítulo casi me da algo leyéndolo xDD. Un besoteee

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mí es de los que más me gustaron, me pareció muy original y no me entorpeció la lectura xD Besos!

      Eliminar
  2. Que buena reseña, lo quiero leer T.T me encantan este tipo de historias que te llegan, ademas me gustaría saber que siente este personaje ya que aunque sea solo ficción en la vida real quizás algún día me toque como paciente alguien parecido a August

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues no hace mucho vi en la tele a un hombre que tenía la cara MUY quemada y no hacía más que pensar en lo insufrible que tiene que ser vivir así. :_(

      Eliminar
    2. lo que te digo que el mundo esta plagado de gente que necesita mucho cariño bufff tengo que estudiar mucho y leer más ojala algún día consiga ayudar a esta gente aunque no te creas hay muchas personas que están en una situación mucho peor y salen a delante no sabes la cantidad de síndromes raros que existen en el mundo algunos parecen salir de una película de ciencia ficción te lo juro hay cada caso que a simple vista parecen graciosos si pero cuando profundizas y te lo tomas como algo serio bufff en fin paciencia y perseverancia que todo tiene solución menos la muerte

      Eliminar
  3. Tengo ganas de leerlo, me llama la atención y todas las reseñas que leo son muy positivas.
    Gracias por la reseña, besotes ^^

    ResponderEliminar
  4. He leído críticas buenísimas de este libro así que estoy deseando leerlo para ver que tal está ^-^

    Un besito♥

    ResponderEliminar
  5. tengo muchas ganas de leerlo, tiene pinta de ser precioso, de los libros q te enamoras de los personajes y llegan al corazón

    besos y gracias por la reseña

    ResponderEliminar
  6. Estoy de acuerdo contigo, es un libro recomendable porque es una historia de superación muy bonita, muchas veces triste, pero que te hace reflexionar sobre muchos aspectos.

    ResponderEliminar
  7. No paro de leer cosas buenas de los libros de Nube de Tinta, pero concretamente de éste he leído reseñas buenas y no tan buenas, aunque más buenas que reguleras.
    Si tengo la oportunidad lo leeré :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad es que sí, este sello ha empezado de una manera fabulosa. Espero que traigan pronto novedades tan geniales! Besos.

      Eliminar
  8. El estilo de las novelas de nube de tinta me encanta, de momento sólo he leído The fault in our stars pero tengo muchísimas ganas de leer los otros. Un beso =)

    ResponderEliminar
  9. Jo, tiene que estar bonico, a mí me ha ganado que tenga una perra llamada Daisy *__*
    Lo tengo en la estantería (ya lo has visto, pelota ¬¬) así que en cuanto acabe un par más me pondré con él.
    Me gusta la primera cita que has elegido, como la mayor parte del libro sea así <3
    Besotes!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Uy, pues mejor no te digo lo que pasa con la perra xDDDD Sí, es un libro que está lleno de citas. Me ha gustado mucho ^^

      Eliminar
  10. Me encantó, la verdad. Pensé, que quizá se me hacía pesado, pero al ver que se narró por varios personajes, y que no contaban solo la vida de August, si no, que iban contando su experiencia respecto a lo especial que puede ser la vida de August. No sé, me encantó ^^ un saludito

    ResponderEliminar
  11. Creo que a todos nos viene bien de vez en cuando leer historias de este tipo, aunque sólo sirva para dejar de quejarnos.

    Lo tendré en cuenta. Un beso.

    ResponderEliminar

 
Generación Reader © 2012